Éxito rotundo del Primer día de la Doctrina Social de la Iglesia organizado por el Instituto de Humanidades Ángel Ayala

0
735

Informa Gonzalo Escrig / Imágenes: CEU

La Universidad CEU Cardenal Herrera ha celebrado el Primer día de la Doctrina Social de la Iglesia, bajo el título inspirador «TIEMPOS DE CRISIS TIEMPOS DE ESPERANZA». Una iniciativa organizada por el prestigioso Instituto de Humanidades Ángel Ayala que reunió a destacadas personalidades, entre las cuales estuvieron Esperanza Ferrando Nicolau, Decana de la Facultad de Derecho, Empresa y Ciencias Políticas; Verónica Veses Jiménez, Decana de la Facultad de Ciencias de la Salud; y Elías Durán de Porras, Decano de la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Comunicación.

El paraninfo de la universidad fue testigo del acto inaugural del evento presentado por Ferrando Nicolau, acompañada por Remigio Beneyto Berenguer y Alfonso Martínez-Carbonell López. El acto fue un rotundo éxito con una nutrida asistencia de alumnos y profesores dispuestos a reflexionar en torno a la relevancia actual de la Doctrina Social de la Iglesia, ya que, según las palabras de Nicolau, brinda una visión de la iglesia sobre el ser humano en pos del bien común.

Ferrando Nicolau defendió la universidad como un espacio de búsqueda de la verdad desde la humildad, subrayando que la Doctrina Social de la Iglesia no puede quedarse en la teoría, sino que está destinada a ser llevada a la práctica. «Está hecha para ser puesta en acción», aseguró. Por su parte, Beneyto reafirmó el mensaje central del encuentro al destacar que siempre se puede superar la crisis: «Cuanto más oscuro es la noche, más hermoso es el amanecer».

Alfonso Martínez cerró el acto inaugural con palabras de gratitud hacia los profesores de Doctrina Social de la Iglesia, reconociendo su incansable labor con los alumnos y expresando su admiración por su dedicación. «Solo puedo agradecer a los profesores su dedicación por el estudio y su pasión por traducir las aguas del manantial al lenguaje de los jóvenes», concluyó.

El acto fue seguido de una conferencia a cargo Juan Ignacio Grande Aranda, Secretario General del Instituto CEU de Humanidades Ángel Ayala, titulada “Estudiar la DSI hoy: formación vital ante un nuevo escenario mundial”. A lo largo de su intervención Aranda recalcó la importancia de la enseñanza de la Doctrina Social de la Iglesia para estos tiempos de crisis. “Una universidad que se declare católica sabe que la tutela y el desarrollo de la vida humana es un objetivo fundamental”, recalcó.

Para el secretario general, uno de los principales problemas a los que se enfrenta el mundo hoy en día es el individualismo, pues hace incapaz a las personas de entender el bien común. “Ahora es el individuo quién dota de sentido al mundo”, reiteró. Por ello, a su juicio, la Doctrina Social de la Iglesia debe desvelar esos nuevos imaginarios colectivos. “La DSI es amor en acción”, concluyó.

Mesas de análisis en torno a la Doctrina Social de la Iglesia

Continuando con el Primer día de la Doctrina Social de la Iglesia en la Universidad CEU Cardenal Herrera, la jornada se enriqueció con tres mesas temáticas que abordaron diversas áreas del conocimiento. Tanto alumnos como profesores tuvieron la oportunidad de asistir a estos espacios de diálogo y reflexión, distribuidos por todo el campus universitario.

El Aula Magna de la Facultad de Ciencias de la Salud fue el escenario de la mesa titulada «Dignidad, justicia y bien común. La DSI en Ciencias Jurídicas, Políticas y Empresariales». En este espacio, se profundizó en la importancia de la Doctrina Social de la Iglesia en estas disciplinas y su relación con la dignidad humana, la justicia y el bienestar colectivo.

Por su parte, el Aula Magna del Edificio Luis Campos Górriz albergó la mesa «Hacia unas ‘nuevas’ cosas nuevas. Comunicar, educar y crear en una sociedad distinta. La DSI en Ciencias de la Comunicación, Educación y Enseñanzas Técnicas». En esta instancia, se exploraron las implicaciones de la Doctrina Social de la Iglesia en el ámbito de la comunicación, la educación y la creatividad, considerando los desafíos de una sociedad en constante cambio.

Finalmente, el Paraninfo tuvo el honor de acoger la última mesa, dirigida por Sopena Juncosa, Decano de la Facultad de Veterinaria, bajo el título «La crisis del cuidado de los vulnerables. La DSI en Ciencias de la Salud y Veterinaria». En este espacio, se analizaron las problemáticas relacionadas con el cuidado de los más vulnerables en el ámbito de la salud y la veterinaria, y cómo la Doctrina Social de la Iglesia puede aportar soluciones y enfoques éticos en estas áreas.

Estas mesas temáticas se convirtieron en espacios enriquecedores de intercambio de ideas y conocimientos, contribuyendo a la difusión y comprensión de la Doctrina Social de la Iglesia en diferentes ámbitos académicos.

Clausura de la jornada a cargo del rector Navarro de Luján

La jornada del Primer día de la Doctrina Social de la Iglesia en la universidad CEU UCH concluyó con una conferencia de clausura impartida por el destacado rector de la institución, Vicente de Luján. La presentación estuvo a cargo de Bustos Rodríguez, Director del Instituto CEU de Humanidades Ángel Ayala. Durante su intervención, Luján aprovechó la oportunidad para explorar la historia de la ACdP (Asociación Católica de Propagandistas), debido a su vinculación personal desde temprana edad con la asociación. «Me ha permitido formar parte de muchas de las actividades que me han llevado hasta aquí», aseguró.

Luján centró su análisis en la doctrina del accidentalismo político que ha sido sostenida por la ACdP desde sus inicios. «El católico, por el simple hecho de serlo, no tiene que tener una única visión del Estado», reafirmó. Con esta afirmación, destacó la diversidad de ideas y enfoques que pueden existir dentro del ámbito católico en relación con la política y el gobierno.

El rector concluyó su intervención desentrañando los principales desafíos a los que se enfrenta la Doctrina Social de la Iglesia en nuestros tiempos. En su opinión, la defensa del derecho a la vida, la integridad y dignidad de las personas, y la falta de respeto por la libertad de educación son amenazas significativas. «Da la impresión de que la libertad religiosa se confunde con la libertad de culto», concluyó, destacando la importancia de preservar los derechos fundamentales y los valores cristianos en un entorno cambiante y desafiante. La conferencia de clausura del rector Vicente Navarro de Luján brindó una reflexión profunda sobre los retos actuales que enfrenta la Doctrina Social de la Iglesia y resaltó la necesidad de mantener la defensa de los principios y valores fundamentales en la sociedad contemporánea.