VETS FOR AFRICA, cuarta misión solidaria en Malawi

0
10

Rafael López / 4º Periodismo

Ayudar a través de sus conocimientos para mejorar la calidad de vida de un pueblo. Con este objetivo, una vez más, el equipo de ‘Vets for Africa’ de la CEU-UCH ha hecho las maletas destino al continente africano. La organización formada por profesores y estudiantes de la Facultad de Veterinaria de la Universidad CEU Cardenal Herrera lleva varios años colaborando en proyectos de cooperación en países de África en vías de desarrollo.
Del 27 de mayo al 15 de junio, cinco estudiantes y cuatro profesores del Grado en Veterinaria han trabajado para optimizar la producción ganadera en busca de conseguir una mejora del estado nutricional de la población humana. El proyecto, que cuenta con la colaboración de la Comunidad Misionera de San Pablo Apóstol (MCSPA) y la Fundación Emalaikat, comenzó en 2011 en la región turkana de Kenia y desde finales de 2015, se desarrolla en Malawi.
Alejandro Ríos, Borja Mocholí, Elena López, Eva Prósper y Lorena Esteve, estudiantes de 5º curso del Grado en Veterinaria, junto con los profesores Víctor Lizana, Marta Lozano y Paula Martínez, además de Daniel Garijo, profesor del Servicio de Idiomas de la Universidad, componen el equipo de ‘Vets for Africa’. Este año además, se ha unido a la expedición el Dr. Antonio González de Bulnes López -Investigador Científico del Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria- (INIA).
Ubicado en el sureste de África, Malawi es uno de los países menos desarrollados del mundo. UNICEF estimó en el año 2014, que el 61% de la población vivía por debajo del umbral de la pobreza. “Su forma de vida depende principalmente de la agricultura. Y puesto que la agricultura a su vez depende de las lluvias, son muy sensibles a desastres naturales”, señala Paula Martínez, profesora de Veterinaria en el CEU y coordinadora de ‘Vets for Africa’.
Los veterinarios de la CEU-UCH en su cuarta misión en el continente africano, han desarrollado su labor en Benga, junto al lago Malawi, donde se encuentra la misión católica de la MCSPA, que cuenta con el equipamiento necesario para llevar a cabo este proyecto.
Paula Martínez destaca que la MCSPA tiene un largo recorrido en proyectos de desarrollo, sobre todo en preservación y almacenamiento de recursos hídricos, nutrición infantil y salud, “también ha trabajado en proyectos de mejora ganadera caprina en Turkana. En 2013, se instaló a trabajar en el área de Benga, una zona donde la población tiene muchas necesidades”, remarca.
La profesora de Veterinaria señala que la labor del equipo de ‘Vets for Africa’ se ha centrado especialmente en la mejora de la nutrición y la seguridad alimentaria, a través de diferentes actividades: mejora genética de los animales, mejora sanitaria mediante desparasitaciones, diagnóstico de patologías y establecimiento de control de zoonosis, formación técnica a ganaderos en manejo de rumiantes y formación técnica a la población nativa en apicultura, entre otras funciones.
Según apunta la también directora de la Granja Docente del CEU, uno de los objetivos generales es que la población local dé pasos hacia la consecución de la soberanía alimentaria, mejorando la nutrición y la seguridad alimentaria de la población del área de influencia de la MCSPA en la misión de Benga. Para esto se está apoyando a familias que viven de la agricultura con semillas y fertilizantes, también con árboles frutales, mejorando la cabaña ganadera caprina con cabras de raza Boer, una raza sudafricana adaptada al continente y cuyos cabritos proporcionan gran cantidad de carne en el momento del destete, y la cabaña bovina inseminando las hembras con semen de Sahiwal, una raza cebuína adaptada a climas tropicales y muy buena productora de leche. “En aquellas zonas, se explota mayoritariamente ganado caprino, ovino y vacuno. Las limitaciones productivas del área implican producciones muy bajas, ya que se sufren períodos de sequía prolongados y se mantiene una gestión ganadera ancestral, por lo que la formación en prácticas de manejo es fundamental, así como una mejora de la sanidad, ya que los problemas sanitarios implican una reducción de la producción ganadera de alrededor de un 25%”, remarca Martínez.
En la última misión desarrollada en 2017, los veterinarios de la CEU UCH desparasitaron a unas 5000 cabras y 3000 vacas, “una actividad que nos permite además relacionarnos con los ganaderos locales, despertando su interés por participar en los seminarios de formación que ofrecemos”, puntualiza la docente de la Universidad.
La profesora de la CEU- UCH también recuerda que, desde la última misión, el equipo de ‘Vets for Africa’ ha incorporado a un profesor del Servicio de Idiomas de la Universidad, encargado de desarrollar actividades docentes en la escuela de educación primaria y secundaria de Mkhula School. Daniel Garijo se encarga de impartir clases, evaluar los medios disponibles y motivar a los estudiantes y profesores. Según apuntan, “fundamental” para transmitir.

Apoyo de la sociedad
La coordinadora de ‘Vets for Africa’ destaca la importancia del apoyo que han recibido de diferentes empresas y de la propia Universidad, para llevar a cabo estos proyectos solidarios. “Cada año adquirimos más experiencia y aprendemos de los errores para ir mejorando, especialmente en organización, ya que la comunicación allí es muy pobre y cuesta muchísimo concentrar a la gente en los puntos de encuentro. Nos desplazamos mucho de unos lugares a otros y esto implica que uno de los mayores costes que tengamos sea en transporte mediante el alquiler de furgonetas”, apunta Martínez, quién agradece todos los esfuerzos de la gente por ayudar. La sociedad se ha volcado en su causa y recientemente, Coordinadora Solidaria de los Puertos hizo entrega de material y donativos para la nueva misión. También, profesores y estudiantes de la Universidad acudieron a un tapeo solidario en Radio City, que quiso apoyar el proyecto con la organización de una exposición fotográfica. En la misma línea se mostró Catedrá de Solidaridad y CEU Teatro, que desarrolló una nueva representación en la Sala Carolina de Valencia con el fin de recoger donativos.