Pedro González: “Valencia necesita más y mejor diseño, más ordenado y al alcance de todos”

0
502
Pedro González es coordinador del Máster Universitario en Diseño y Comunicación Gráfica impartido en la CEU-UCH

Redacción: Nacho Fuertes / Imágenes: CEU y CAC

La designación de Valencia como Capital Mundial del Diseño en 2022 es una cuestión que seguro que marcará un antes y un después en el diseño valenciano y en la visibilidad e imagen de nuestra ciudad. Es por ello que, con motivo de esta designación y la celebración, hace unas semanas, de una nueva edición de la semana del Diseño organizada por la Universidad CEU Cardenal Herrera, la Design Works 2020, hemos conversado con el coordinador del Máster Universitario en Diseño y Comunicación Gráfica impartido en la CEU-UCH Pedro González para conocer un poco más el alcance de la VWDC 2020, entre otros cuestiones relacionadas con el mundo del diseño.

Al abordar la importancia y el impacto que esta designación puede tener en nuestra ciudad, González recuerda como Xavier Calvo, director de la VWDC 2022, antiguo alumno del CEU y docente del Máster Universitario en Diseño y Comunicación Gráfica, «trasladó la radiografía del momento actual y de todos los retos y oportunidades que estaban por llegar a Valencia, con motivo de esta designación». En este sentido, expresa González que en el transcurso de la charla que protagonizó Calvo con motivo de la celebración de la Design Works 2020 del CEU-UCH,  «nos sorprendió con todo el trabajo que nos queda por delante, destacó la formación en diseño como uno de los pilares de la economía del futuro y, con la mirada puesta en 2022, hizo hincapié en la necesidad de profesionales formados en diseño y su especialización en las nuevas áreas digitales, ecológicas o de género», ha explicado el coordinador del Máster Universitario en Diseño y Comunicación Gráfica de la CEU-UCH.

Mesa redonda con especialistas en Diseño celebrada en la Design Works 2020 organizada por la CEU-UCH 

Ante la celebración de esta capitalidad de Valencia, en el año 2022, González se muestra muy esperanzado y contento con la elección y no duda en destacar que para Valencia y el mundo del Diseño «las perspectivas son muy alentadoras, no solo por la visibilidad de nuestra ciudad a nivel mundial, sino por los cambios implícitos que van a transformar nuestra ciudad para siempre». En este sentido, el docente apunta que no se trata de una «acción aislada. No es una operación de maquillaje dado que la intención es muy profunda, se trata de empapar todo de diseño como motor económico, social y cultural. El diseño como potenciador de nuestras empresas a largo plazo, como vehículo para la comunicación pública y ciudadana y como valor de prestigio reconocido en nuestro día a día», ha puntualizado, y ha añadido que Valencia «necesita más y mejor diseño, más ordenado y al alcance de todos».

No obstante la expectación que suscita volver a ver a Valencia en el epicentro de los eventos internacionales, González también matiza que la capital del Turia «ya era referente mundial en Diseño desde hace siglos con la Ruta de la Seda o desde La Nave en los años 80, pero nunca nos lo habíamos creído» y, en este sentido, cuando aborda esta cuestión no duda en hacer un llamamiento al sector ante esta oportunidad que supone la VWDC 2022: «Ahora es el momento de empoderarnos, de darnos cuenta a todos los niveles que esto es una realidad, que todos nos apoyan unidos por primera vez y sin fisuras. Más de uno se va a quedar sorprendido de todos los cambios que se avecinan», ha vaticinado.

«La designación de Valencia como Capital Mundial del Diseño en 2022 es un asunto que marcará un antes y un después en el terreno del Diseño valenciano»

La designación supone, sin duda, un nombramiento que también va a ser determinante para el Diseño valenciano, tanto en la actualidad como en el futuro: «Encaramos una época muy intensa en la que necesitaremos muchos nuevos diseñadores implicados para poder llegar a todo», ha advertido González. Y en esta línea, ha manifestado que las expectativas profesionales «son amplias», defendiendo que desde la ESET las expectativas y novedades las tienen «muy presentes en nuestros planes académicos. Ya que la idea es adaptar nuestra formación a las nuevas necesidades para que nuestros estudiantes puedan cubrir esa creciente demanda», ha explicado. Esto supone, según González, en una evolución en el perfil del diseñador y en la propia profesión, y ha destacado que «los diseños ya no son como eran hace 40 años. Los viejos modelos ya no sirven», al tiempo que ha abogado por «incorporar esas nuevas aptitudes y habilidades a la nueva creatividad del diseño valenciano».

VWDC2022 solidaria

En tiempo de confinamiento y coronavirus los impulsores de la VWDC 2022 ha puesto en marcha la plataforma ESTO PASARÁ, con el objetivo de fomentar el Diseño en tiempos del COVID-19: «Son iniciativas muy interesantes. Me consta el enorme esfuerzo que supone lanzarlas, María Lapiedra, responsable de comunicación de la VWDC, ha hecho un trabajo increíble uniendo a todos estos actores», ha valorado González, al tiempo que ha señalado que «en estos tiempos de incertidumbre tenemos la responsabilidad de articular iniciativas que aporten cordura y que cohesionen a una sociedad intoxicada y ansiosa». «Crear iniciativa de esta naturaleza y en este momento resulta muy oportuno para salir del bucle y poner la cabeza a trabajar por sí misma», destaca, «la cultura es mucho más que galerías y museos, debe estar en cada uno de nosotros por varios medios, y esta herramienta sin duda nos acerca a ese objetivo. Solo así conseguiremos que la población tenga criterio», ha defendido.

Recordando la declaración de Diseño de Montreal (2017) que asegura que el Diseño “es un motor de innovación y competencia, facilita el cambio y logra introducir inteligencia en las ciudades como base para mejorar la comunicación, el entorno, la calidad de vida y comunidades locales más prósperas. El diseño permite en todos los aspectos de la sociedad la transición para ofrecer una mejor calidad de vida para todos los ciudadanos”, el coordinador del Máster Universitario en Diseño y Comunicación Gráfica de la CEU-UCH destaca que esta declaración «supone el plan de ruta para el mundo. Ya que es la guía para ese futuro mejor que todos deseamos y que siempre se trunca en malas manos«, y añade «el diseño es una creencia» porque «permite mejorar todo lo que nos rodea con pequeñas acciones, con criterio, incidiendo solo en aquello que debemos cambiar o mejorar».

Diseñando el futuro de la profesión

El Máster Universitario en Diseño y Comunicación Gráfica de la CEU-UCH es el intensivo de especialización en Diseño con más antigüedad, según expone el docente: «Nuestra propuesta es clara: nuestros profesores son los mejores profesionales en activo en las materias que imparten», aclara, a la vez que valora que en el mismo se trabaja por proyectos, en grupos reducidos, «de forma cercana en las mejores instalaciones».

La formación de los estudiantes se completa con prácticas profesionales y visitas a estudios de diseño en Madrid y Barcelona, así como asignaturas obligatorias: «El Máster finaliza con el Trabajo Fin de Máster presentado ante tribunal que supone la culminación del plan docente y demuestra la correcta superación del mismo», añade.

No es casualidad que del CEU hayan salido muchos referentes del Diseño, no solo valenciano, sino nacional e internacional

El interés de los estudiantes por este Máster de la CEU UCH es creciente a cada curso los cuales se muestran desde el primer día muy ilusionados con la oportunidad que supone cursar esta formación con tantas posibilidades de aprendizaje: «Tras la visita a la Universidad, sorprenden los comentarios de los estudiantes ya que todos ellos descubren el lugar que imaginaban, un espacio que integra aquello que ellos soñaban, pero no sabían explicar», relata González. «Nuestro sector es muy amplio, nos esforzamos por cubrir todas las posibilidades, desde el diseño gráfico hasta el “service design” o “user experience/user interface. De ahí que siempre intentamos que los estudiantes encuentren siempre lo que están buscando y pasen a formar parte de nuestra comunidad. Nuestro índice de empleabilidad, además, es uno de los más altos», apostilla González.

La ESET lleva más de 30 años formando diseñadores y de sus aulas han salido profesionales que se han convertido en referentes del diseño no solo valenciano, sino nacional e internacional. «Hace 30 años la ESET era ya una lanzadera del diseño valenciano, una aglutinadora de talento, por una apuesta decidida y acertada que, desde gerencia y dirección, impulsó unos estudios que entonces no tenían ni la credibilidad, ni la viabilidad, actuales», afirma González, «eso nos hizo referente desde entonces hasta hoy, representando la opción más consistente cuando un estudiante quiere ser diseñador», concluye.