Hernán Ramos es farmacéutico por vocación. Después de estudiar Farmacia y Nutrición en la Universidad CEU Cardenal Herrera, ha comenzado su tesis doctoral en torno a la Detección Precoz del Deterioro Cognitivo. En esta entrevista, comparte con nosotros su experiencia en este año de pandemia desde la farmacia, y pone en valor el consejo y la atención de los farmacéuticos.

“Siempre quise estudiar Farmacia, y no me arrepiento”

Entrevista con Hernán Ramos durante el confinamiento: Farmacéuticos de guardia.
  • Un año de pandemia en España y un año en primera línea, desde la farmacia comunitaria, ¿cómo han sido estos meses?
  • Muy complicados. Percibimos el riesgo de manera temprana. Empezamos a ver el incremento del consumo de mascarillas, en meses previos al inicio de la pandemia. Sospechábamos que iba a llegar, que era grave….pero no deja de pillarte por sorpresa. Ha sido un año complicado. Los primeros momentos por la incertidumbre, por los pacientes… También por la información que debíamos ofrecer a los pacientes y que nos llevó a formarnos con rapidez, sobre el virus, los tratamientos, los diferentes tipos de mascarillas y cómo usarlas correctamente…toda esa información tuvimos que implementarla rápido para ofrecer la respuesta más adecuada a los pacientes.
  • Mucha información y en poco tiempo…
  • Cuando estoy en la farmacia intento ofrecer la máxima información a los pacientes porque creo que eso es fundamental para tomar mejores decisiones, ser más adherente al tratamiento, conocer mejor la patología…a fin de cuentas, cuando tienes información es más fácil que lleves una mejoría clínica. Cuando conoces tu enfermedad, cuando sabes cómo afecta el tratamiento en la enfermedad, es más fácil que tomes estrategias preventivas de salud, que seas más adherente… Mejora la Salud.

«Creo que todo el conocimiento que se pueda transmitir desde la Farmacia es importante»

  • ¿Ha cambiado la relación con los pacientes en este tiempo?
  • Creo que hemos vivido una gran desinformación en esta pandemia. Y desde las farmacias teníamos que ofrecer esa información directa, clara, con evidencias… creo que ese ha sido el papel fundamental del farmacéutico en esta crisis. Todas las dudas que tenían los pacientes, hemos intentado resolverlas de la mejor manera posible, en base a nuestro conocimiento.
  • Sanitarios en primera línea, ¿os han vacunado ya?
  • Sí, en este mes. A los farmacéuticos mayores de 55 se les ha vacunado tarde, hace solo una semana. Tarde, en mi opinión.
  • Hernán, ¿por qué estudiaste Farmacia?
  • Lo he vivido desde pequeño. Mi padre tenía una pequeña farmacia, en una población rural, y desde pequeño lo he visto trabajar. Lo he vivido y me ha gustado. En mi casa he tenido dos vertientes de Salud, mi madre es psicóloga y mi padre farmacéutico, pero la parte psicológica no la he vivido tanto como la farmacia.

«Siempre quise estudiar Farmacia, y no me arrepiento»

  • Primero estudiaste Farmacia y luego Nutrición…
  • Cuando hice Farmacia me di cuenta que quizá es la parte final en la atención al paciente. Hay una parte de prevención, una parte clínica que hace el médico, y por otra parte de ámbito farmacológico, la atención a esa enfermedad. Y la verdad es que quería participar también en esa parte de prevención inicial. La Nutrición tiene esa parte preventiva, la parte en la que tú puedes trabajar en los factores de riesgo, para evitar las enfermedades. Es decir, trabajar por un estilo de vida saludable. Nutrición no es solo la alimentación adecuada, es también poner en marcha estrategias de salud que te permitan evitar el desarrollo de una patología.
  • Precisamente, de esa parte preventiva, de trabajar los factores de riesgo para evitar la enfermedad, va precisamente la labor que desarrolla la Cátedra De Co para la Detección Precoz del Deterioro Cognitivo desde las Farmacias, ¿Cuándo empezaste a colaborar en este proyecto?
  • En la carrera, la asignatura que más me gustó fue Farmacología. Y es verdad que Lucrecia Moreno es una gran profesora!!. Sabía que cuando acabara, si quería hacer la tesis sería sobre Farmacología con Lucrecia. Hace 3 años, hablé con ella y me contó el proyecto sobre Deterioro Cognitivo. Conocí el primer proyecto de Ciudades Neuroprotegidas, al equipo, y me gustó mucho. Es verdad que, a veces, es duro llevarlo todo. Trabajar en la farmacia, con la pandemia, y preparar la tesis doctoral, hay días que se hacen difíciles. Pero bueno, eso pasa siempre que te propones llevar adelante un proyecto.

 

¿En qué línea vas a centrar tu tesis?

  • En el trabajo multidisciplinar para la detección precoz del Deterioro Cognitivo. La verdad que estoy muy contento de haber tomado la decisión de realizar la tesis. El doctorado te permite analizar muy bien el conocimiento científico. Desarrollar el pensamiento crítico.

«El Trabajo Fin de Grado es muy útil, pero el doctorado te facilita una formación mucho más amplia en investigación»

  • Farmacia, Nutrición y ahora el doctorado, todo de la mano del CEU
  • Sí, estoy muy contento con la formación que nos ofrece la Universidad. Entré en la carrera siendo muy joven, con pocas ganas de estudiar. Pero la relación con los profesores, la formación que he recibido, me fue cambiando, me fui interesando por el conocimiento. Eso es fundamental. La Universidad hizo que me gustara el aprendizaje. Además, he tenido unos profesores muy buenos Alicia López, Lucrecia Moreno, Pedro Alemán, Vicente Rodilla, Rafael Martín Algarra…te cambian tu forma de pensar…Parasitología con Maruxi Dea, una profesora buenísima!…eso te hace cambiar. Han sido profesores que hemos tenido y nos han ayudado a ir mejorando.

«Volvería a estudiar aquí!!»

  • Cara al futuro, ¿qué te gustaría hacer?
  • Mi futuro es la farmacia comunitaria. Y me gustaría, si pudiera, compaginarlo con la investigación. La docencia no es una de mis prioridades. La investigación me gusta mucho, pero sobre todo la farmacia comunitaria, la atención al paciente, el conocimiento que podemos aportarle.

Muchas gracias Hernán y buena suerte!!!

Artículo anteriorMiércoles, 31 de marzo de 2021
Artículo siguienteFormando a futuros enfermeros en la prevención del suicidio