misa-apertura-curso

  • En la parroquia del Santo Ángel Custodio de Valencia

“Vivimos hoy un momento particularmente importante para el futuro de la universidad y para el cumplimiento de su vocación al servicio del hombre, de la sociedad, de la humanidad entera y de la Iglesia”. De este modo, se ha pronunciado el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, durante la misa de apertura del nuevo curso 2015-2016 de la Universidad CEU Cardenal Herrera.

La parroquia del Santo Ángel Custodio de Valencia ha acogido esta Eucaristía de inicio de curso en la CEU-UCH, que el purpurado ha presidido por primera vez desde su nombramiento como arzobispo de Valencia.

Antonio Cañizares ha destacado que “la universidad tiene la misión de reconciliar, traer paz”, debe poner al hombre “en el centro de la investigación”, y trabajar en la formación integral de la persona humana.

«La sociedad pide a la universidad no solo especialistas, sino también constructores de humanidad, promotores de justicia y de la causa de la paz”.

arzobispo-apertura

Junto al cardenal arzobispo de Valencia han concelebrado la misa de apertura del nuevo curso en la Cardenal Herrera: José Francisco Castelló, Capellán Mayor de la CEU-UCH; Andrés Ramos, Viceconsiliario Nacional de la Asociación Católica de Propagandistas (ACdP); Miguel Navarro, Consiliario de la ACdP en Valencia; Fernando E. Ramón, rector Seminario; Vicente Botella, decano Facultad de Teología de Valencia; Juan José Garrido, Seminario Corpus Christi; Miguel Díaz, párroco Santo Ángel Custodio; Álvaro Martínez, capellán CEU-UCH; y Luis Sánchez, capellán CEU-UCH.

Tras la Eucaristía se ha desarrollado el acto académico en la sala Joaquín Rodrigo del Palau de la Música de Valencia, presidido por el Gran Canciller de la Universidad, Carlos Romero y la rectora de la CEU-UCH, Rosa Visiedo.