La cura contra la cisticercosis, una necesidad urgente en Latinoamérica

0
2081

IMG_6463

Mª Esther Chuquimia durante la presentación. Foto: Jose Pablo Salvador López
Mª Esther Chuquimia durante la presentación. Foto: Jose Pablo Salvador López
José Pablo Salvador / 3º Periodismo

La investigadora Mª Esther Chuquimia fue la encargada de presentar en las jornadas de divulgación científica de la Facultad de Ciencias la Salud de la Universidad CEU Cardenal Herrera un estudio cuyo tema principal es la investigación acerca de la obtención de proteínas que ayuden a paliar las enfermedades producidas por el parásito cisticerco, que es el causante de la tenia.

Este artículo científico nace a partir de una investigación que tanto Chuquimia como otros investigadores realizaron en La Paz, Bolivia. El estudio se centra en la cisticercosis, enfermedad causada por la presencia en los tejidos de cisticercos y que puede acarrear desde problemas musculares, hasta epilepsia o la propia muerte.

Latinoamérica es junto al sur de África y China una de las zonas más proclive para el contagio de cisticercosis. Esta enfermedad , según relató la científica, es la causa del 5% de las muertes súbitas en México por lo que la investigación tiene como objetivo primordial identificar proteínas capaces de diagnosticar la neurocisticercosis, enfermedad que se crea cuando los cisticercos se alojan en determinadas zonas del cerebro.

Dicho parásito se introduce en el organismo humano a través del consumo de carne porcina de baja calidad o que no ha pasado los controles alimenticios en las zonas más endémicas del país, según la investigadora boliviana. “Cuando uno consume el cisticerco o adquiere el parásito adulto que produce la tenia cabe la posibilidad que se produzcan dos enfermedades distintas: la teniosis, que se conoce comúnmente como tenia, y la cisticercosis, que puede localizarse en la musculatura o en el cerebro”, comentó Chuquimia durante la presentación.

Asimismo, la investigadora boliviana aseguró que las mayores dificultades causadas por esta bacteria se dan en los casos de neurocisticercosis: “Las mayores complicaciones las da cuando el parásito se aloja en el sistema nervioso central, ya que puede causas patologías tan graves como la hidrocefalia, la epilepsia o incluso la muerte”.

La investigadora también destacó que los principales factores de riesgo de dicha bacteria se dan en lugares con condiciones higiénico-sanitarias deficientes o de crianza y sacrificio de animales en malas condiciones, por el consumo de carne infectada o por la inmigración de portadores asintomáticos en países no endémicos.

Por último, la investigadora también quiso señalar que la manera más eficaz de erradicar esta bacteria y su consiguiente enfermedad pasan por “una buena educación sobre el tema así como las medidas del gobierno para organizar la medicación entre los ciudadanos y las campañas de prevención en el contagio animal”.

Descargar artículo:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: *