Javier Gomá: “La filosofía debe ser accesible y relevante para el público sin encerrarse en los confines de la academia”

0
159

Informa Rocío Muñoz / Imágenes: Marta Moreno

El palacio de Colomina de la Universidad CEU Cardenal Herrera acogió este lunes el coloquio titulado “La libertad en las sociedades modernas” y moderado por Higinio Marín, rector de la UCH-CEU, en el que participaron Eduardo Ortiz, profesor agregado de la Universidad Católica San Vicente Mártir, y Javier Gomá, director de la Fundación Juan March.

El punto de partida de este coloquio fue la noción de la filosofía como ciencia y arte. En este sentido, Eduardo Ortiz, resaltó la faceta propositiva y valiente de la filosofía de la ejemplaridad de Gomá y destacó que su enfoque único desafía las convenciones establecidas. Ortiz afirmó que esta filosofía no emerge como una mera crítica a las respuestas a ciertas preguntas, sino que ofrece una perspectiva fresca y audaz sobre el arte de vivir.

Por su parte, el rector Higinio Marín, destacó, haciendo referencia a las obras escritas por Javier Gomà, la originalidad de sus textos con una ausencia de artificios académicos. A ello, añadió la capacidad de Gomá para ofrecer visiones propias y sin amaneramientos y subrayó la importancia de esta autenticidad en el panorama filosófico actual.

Marín señaló, no obstante, ciertas discrepancias con la visión de Gomá, particularmente en lo que respecta a la importancia de la Historia de la Filosofía. Mientras que Gomá parece otorgarle una dimensión secundaria, Marín defendió la necesidad de comprender el contexto histórico de los filósofos para apreciar plenamente sus contribuciones. Aunque argumentó que la Historia de la Filosofía sigue siendo fundamental para una comprensión completa del pensamiento humano.

Este debate sobre la importancia de la historia filosófica se entrelazó con una reflexión más amplia sobre el papel de la filosofía en la sociedad contemporánea. Javier Gomá explicó que su crítica no se dirige al academicismo en sí, sino a los derroteros que obstaculizan su desarrollo como una disciplina con una faceta literaria. “La filosofía, al igual que la literatura, debe ser accesible y relevante para el público en general, sin encerrarse en los confines de la academia” afirmó. Una idea reforzada con la reflexión del rector de la CEU UCH, Higinio Marín, que afirmó: “La verdadera plenitud de la filosofía radica en su capacidad para abordar cuestiones universales y trascendentales, más allá de las preocupaciones mundanas y contingentes”.

Otro de los aspectos importantes que debatieron en la mesa redonda fue la discusión sobre la relación entre la filosofía y la literatura. En este aspecto, Gomá planteó la idea de que la filosofía está «enterrada en el ámbito científico». Por el contrario, Gomá defendió la legitimidad de la filosofía como una forma de conocimiento, además, esta se convierte en una herramienta para dignificar la interpretación del mundo.

Finalmente, Eduardo Ortiz planteó la idea de que, a pesar de los problemas existentes en el mundo contemporáneo, si tú le preguntas a alguna persona en qué época querría vivir, la mayoría preferirían vivir en esta.