Ignacio Pérez (Vicerrector y responsable COVID): “La CEU-UCH cuenta con un protocolo estricto y garantista ante la Covid-19 para velar por la seguridad y la salud de todos”

0
146

Informa Nacho Fuertes / Imagen: Archivo

El vicerrector de Investigación y responsable Covid de la Universidad CEU Cardenal Herrera, Ignacio Pérez, ha destacado que la CEU-UCH cuenta con un protocolo “estricto y garantista” ante la Covid-19 para “velar por la seguridad y la salud de todos”. Además, ha explicado los pasos que se siguen en caso de detectar un caso confirmado de coronavirus en un determinado grupo y ha puesto en valor la “enorme inversión y el trabajo en un tiempo récord” llevada a cabo en los centros para la adecuación de las aulas y la implantación del sistema Hyflex de doble presencialidad.

Así se ha pronunciado Pérez en una entrevista concedida a Radio CEU con motivo del estreno de la segunda temporada del programa ‘El Magacín’, en la que ha realizado un balance “muy bueno” de la situación sanitaria actual en la CEU-UCH, ya que, según ha señalado, desde el inicio de curso “no se ha producido ningún contagio dentro de la Universidad”. En la práctica, ha explicado que cuando se confirma un caso positivo de Covid-19, todo el grupo afectado pasa a la docencia online gracias al sistema Hyflex. A partir de ahí, comienza el rastreo de los contactos estrechos y los probables tras dar aviso a Salud Pública.

Respecto a los brotes detectados en dos residencias universitarias en la ciudad de Valencia, Pérez ha señalado que su incidencia ha sido “relativamente importante” en la CEU-UCH, pero ha apuntado que la situación está “controlada”, porque se consiguió a la identificación de todos los casos de forma “muy temprana”, siempre en permanente contacto con la Conselleria de Sanidad. Por todo, ello ha apelado a la “responsabilidad” individual: “Esto depende de lo responsables que seamos. Desde la Universidad poco podemos hacer sobre lo que sucede fuera, pero sí que podemos reforzar la comunicación para apelar a la responsabilidad y evitar un posible contagio masivo”.

En cuanto a los contagios que se han detectado hasta el momento, Pérez ha precisado que la cifra se sitúa en torno a los 110 desde el inicio del curso, entre estudiantes, personal de administración y docentes.

TRANSFORMACIÓN Y ADAPTACIÓN “EN TIEMPO RÉCORD”

El vicerrector de Investigación y responsable Covid de la CEU-UCH ha explicado la transformación vivida en el mes de marzo a raíz de la declaración del estado de alarma, que obligó a adaptar toda la infraestructura técnica para permitir el desarrollo de la vida universitaria en las nuevas condiciones. En este sentido, ha indicado que aquella misma semana se estableció un gabinete de crisis en el equipo rectoral. Una semana después, tras las vacaciones de Fallas y Semana Santa, toda la Universidad volvió a la docencia “con total normalidad y con los horarios habituales”. Por ello, ha puesto en valor el trabajo de todo el equipo de profesionales de la Universidad.

En vista al nuevo curso, Pérez ha detallado que como se preveía que la vuelta “no iba a ser normal”, durante los meses de verano se revisaron los aforos de todos los espacios, cerrando algunos de ellos, y limitando los asientos disponibles. “Como todos los estudiantes no cabían en las aulas, establecimos un sistema de doble presencialidad, Hyflex, mediante el cual todas las clases tienen un sistema de tres cámaras y una pantalla digital que hace de pizarra”, ha afirmado, al tiempo que ha destacado la “enorme inversión y trabajo en un tiempo récord” y ha mostrado su satisfacción por el funcionamiento a estas alturas de curso.

más de 300 estudiantes de la CEU-UCH ya se han formado como rastreadores Covid

Asimismo, ha añadido que este sistema “no supone ningún problema a la hora de tener que confinar un grupo, porque las clases se siguen dando sin ningún problema”. Además, Hyflex permite conectar incluso con personas que están en otros países, un hecho que “resultaría difícil en condiciones normales”.

MÁS DE 300 ESTUDIANTES YA SE HAN FORMADO COMO RASTREADORES COVID

El Vicerrector ha expuesto que durante el curso 2020-2021, la Universidad CEU Cardenal Herrera ha lanzado un curso para formar a los alumnos como rastreadores Covid. “Como uno de los problemas es el rastreo, desde el CEU hemos sacado una formación para nuestros estudiantes. En agosto se diseñó este curso, en colaboración con el Vicerrectorado de Estudiantes y Vida Universitaria, la Decana de la Facultad de Ciencias de la Salud y la investigadora en virus y especialista en Covid-19 Consuelo Rubio”, ha apuntado el responsable. En este momento, ha informado que ya se han formado como rastreadores más de 300 estudiantes. “Así, comunicamos a las autoridades públicas que en el CEU disponemos de personas formadas en el rastreo y la protección de datos”, ha enmarcado.

“SI SE DECRETASE UN CONFINAMIENTO DOMICILIARIO, LA INFRAESTRUCTURA TECNOLÓGICA ESTÁ PREPARADA”

Sobre un posible confinamiento domiciliario, el Vicerrector ha indicado que si en España se declara siguiendo el modelo del Reino Unido –en el que se permiten las actividades docentes presenciales–, las clases magistrales pasarían a modelo online gracias a Hyflex y las actividades prácticas y talleres serían presenciales. “No pasaría nada, porque los profesores vendríamos a dar las clases desde la Universidad, pero si se decreta un confinamiento completo todo el sistema informativo está preparado para trasladar la docencia a modalidad online y continuar con normalidad la docencia”, ha manifestado Pérez.

Sobre su labor en la Universidad como Vicerrector de Investigación, Pérez ha explicado que “cada día es diferente”, porque desde el Vicerrectorado se diseñan las políticas y la estrategia de investigación, la gestión de fondos, incentivar la actividad investigadora de profesores, fichajes para colaborar en la investigación, favorecer la actividad o la búsqueda de fuentes de financiación. “Es un no parar”, ha resumido.

En cuanto a su trayectoria, ha recordado que es biólogo “por gracia de Darwin” y que se inició en el mundo de la ciencia a raíz de un programa de televisión de Félix Rodríguez de la Fuente. “Quería ser biólogo y durante la carrera una profesora de genética me abrió los ojos al mundo molecular, quería ser investigador como fuera”, ha rememorado.

Pérez comenzó en un departamento de la UPV con un proyecto de mejora vegetal con judías. Posteriormente, llegó al Instituto de Investigaciones Citológicas (IIC), donde empezó a hacer su tesis, y más tarde su destino fue el Instituto de Biomedicina de Valencia, donde estuvo trabajando en ámbitos relacionados con la esclerosis. Finalmente, tuvo la “suerte”, según ha incidido, de incorporarse al CEU, donde montó su propio laboratorio y grupo de investigación.

Precisamente, ha precisado que la CEU-UCH cubre prácticamente todas las líneas de investigación: Salud, Biomedicina, Veterinaria, Microbiología, Ingeniería, Matemáticas, Humanidades, Historia, Filosofía, Derecho y Comunicación. Preguntado por su labor docente, ha puesto en valor que “es una experiencia distinta a cualquier otra cosa”. “Investigar supone estar todo el día estudiando y aprendiendo, pero la posibilidad de transmitir a los alumnos lo que has aprendido es algo que me apasiona, la interacción con los estudiantes no es comparable a nada”, ha aseverado.

Por otro lado, si bien ha defendido que “no es necesario” desconectar de su faceta laboral y profesional, ha reconocido que en su tiempo libre aprovecha para ensayar con su guitarra junto a su grupo de música. “Cuando haces un trabajo de investigación no puedes desconectar, solo si estás todo el tiempo pensando en ella las cosas funcionan”, ha indicado, y ha añadido que “desconectar del trabajo no es fácil, pero tampoco es absolutamente necesario”. Asimismo, ha defendido que se centra “constantemente” en ejercer su puesto de Vicerrector “de la mejor forma posible”.