Una apuesta por la eficacia para una educación global

0
380
Las nuevas tecnologías implican nuevas metodologías de enseñanza. / FOTO: Archivo
Las nuevas tecnologías implican nuevas metodologías de enseñanza. / FOTO: Archivo

Con un sistema educativo en el que docentes, padres y alumnos comparten responsabilidad, el reto está en elevar el nivel y combatir el fracaso escolar

El sistema educativo español tiene por delante retos decisivos para mejorar su nivel. Con los objetivos de elevar el rendimiento en secundaria, disminuir el abandono temprano de la educación fijados por la Unión Europea para 2020 y con la necesidad de responder a los criterios de austeridad generalizada de reducir el gasto público en educación marcados también por la Unión, España cuenta, además, con un sistema educativo cuya calidad ha quedado en entredicho por los resultados que arrojan las evaluaciones internacionales de calidad educativa. En estas evaluaciones, los alumnos españoles de secundaria se sitúan por debajo de la media de los países de la OCDE. El anteproyecto de Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE), también denominada ‘Ley Wert’, quiere ser el remedio a esta situación.
Encontrar la fórmula ideal no parece tarea fácil. En un sistema educativo en el que el compromiso de los docentes, los padres, los alumnos y el propio sistema están entrelazados, la Administración necesitaría apostar por alternativas que los expertos en la materia tildan de “eficaces” porque, como afirma el inspector de educación Salvador Valle, “van en beneficio de la integridad de la persona, la accesibilidad al empleo y de toda la sociedad”.

El compromiso de los docentes beneficia a la sociedad. / FOTO: CEU
El compromiso de los docentes beneficia a la sociedad. / FOTO: CEU

Responsabilidad docente
Así, según el inspector y profesor del Máster de Formación de Profesorado de la Universidad CEU Cardenal Herrera, la responsabilidad en la educación es compartida pero los docentes “tienen que esforzarse en actualizarse, en cambiar la metodología y en mejorar la coordinación para elevar el nivel y combatir el fracaso y abandono escolar en secundaria”. “Hay que persistir en la formación permanente, en el trabajo en equipo y hay que profundizar en experiencias metodológicas sin acomodarse”, insiste.
Las evaluaciones externas de la educación se plantean como una opción. El anteproyecto de la LOMCE contempla evaluaciones externas tanto del profesorado como del alumnado que retroalimenten al sistema con la finalidad de encontrar aquellos aspectos a mejorar. Y es que, como apunta Valle, “los países con pruebas estandarizadas de control obtienen mejores niveles educativos porque éstas aportan información y motivan al sistema”.
El anteproyecto de Ley apuesta también por una autonomía de los centros. “Quizá con una mayor autonomía haya una mejor respuesta porque el centro conoce mejor que nadie el entorno en el que se mueve pero, lógicamente, no lo puedes dejar todo a su autonomía porque es necesario homologar las titulaciones y hay que dar unos resultados mínimos, algo que corresponde al control del Estado”, explica Valle.

Para Salvador Valle “hay que persistir en el trabajo en equipo sin acomodarse”

Estudios internacionales
En el ámbito internacional, la educación española podría obtener mejores resultados. Los informes internacionales de calidad educativa que analizan las competencias de los alumnos, como el Estudio Internacional de Enseñanza progreso en comprensión lectora, matemáticas y ciencias (PIRLS-TIMSS) de la Asociación Internacional para la Evaluación de Rendimiento Educativo (IEA) o el conocido Informe Internacional para la Evaluación de Estudiantes (PISA) promovido por la OCDE, dejan de manifiesto que el nivel de los alumnos españoles está por debajo de la media de los países de la OCDE en comprensión lectora, ciencias y matemáticas.

Fiabilidad de resultados
Sin embargo, los expertos ponen en tela de juicio estos resultados. En esta línea, el profesor del Máster en Formación del Profesorado del CEU explica que la preparación previa a las pruebas PISA a las que algunos países someten a sus estudiantes así como la diferentes valores socioculturales podrían ser la clave de la diferencia de resultados. “Tenemos que mejorar, pero me niego a creer que tenemos malos profesores, que nuestros centros no son capaces de formar buenos profesores y que tenemos una población especialmente mala”, subraya.
Asimismo, la directora general de Innovación, Ordenación y Política Lingüística de la Conselleria de Educación, Beatriz Gascó, considera positiva las evaluaciones educativas internacionales porque sirven para evaluar el “punto de partida de un país”, permiten conocer a los agentes educativos en qué aspectos “tienen que focalizar sus esfuerzos” así como “diseñar políticas educativas eficaces”.

“Debemos  reflexionar sobre el aprendizaje del inglés”, afirma Pedro Adalid

Importancia del inglés
El inglés es otro de los retos del sistema educativo español. Los alumnos españoles obtienen una puntuación mejorable en inglés como primera lengua en comparación con otros países europeos, como queda de manifiesto en el Estudio Europeo de Competencia Lingüística de 2011. En este sentido, el presidente de Unión por la Mejora de la Enseñanza en Libertad (UNIMEL), Pedro Adalid,quien colabora con el CEU en el Máster de Gestión de Centros Docentes, destaca la necesidad de realizar una “profundo análisis sobre las dinámicas de aprendizaje del inglés muy centradas en una enseñanza tradicional y poco estimulante para el alumno”.
Así, la Comunidad Valenciana apuesta por formentar un modelo de plurilingüismo en los centros escolares para lograr que los alumnos, independientemente de sus características personales, familiares, sociales o escolares se conviertan en competentes en un mundo global, como apunta la directora general de la Conselleria.

Formación en valores
Pero la educación no sólo se forja en el ámbito puramente académico. Según Jesús de la Llave, doctor en Pedagogía y profesor de la CEU-UCH, una formación en valores es “esencial” en una sociedad “concienciada” con la necesidad de “valores para una convivencia democrática”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Resolver: *