• Cada vez hay más estudiantes de formación profesional que deciden completar sus estudios en la Universidad CEU Cardenal Herrera de Castellón para alcanzar la meta de ejercer como maestros

Para alcanzar los retos no solo hay un camino. Muchos jóvenes que decidieron orientar sus pasos formativos hacia la docencia cursando un ciclo de formación profesional descubren en este proceso que su sueño es ejercer como maestros. Y aún están a tiempo de cursar el grado universitario que les habilita para ello aprovechando el aprendizaje y los estudios ya realizados.

Es una de las situaciones que se vive cada vez con mayor frecuencia en el CEU de Castellón, que responde a la vocación de estos jóvenes facilitándoles la transición a la vida universitaria.

‘Con las convalidaciones, en dos años y medio puedes tener un grado universitario, que abre muchas más puertas laborales’

Así, por ejemplo, los estudiantes que cuenten con el título de Técnico Superior en Educación Infantil tienen la posibilidad de cursar el Grado Universitario en Educación Infantil convalidando hasta un 40% de los créditos.

Los jóvenes que suben este escalón en su aprendizaje no solo incrementan exponencialmente sus opciones laborales en el ámbito del magisterio, sino que, además, disfrutan de la experiencia formativa propia de la universidad.

Vivir la Universidad

Así lo cuenta Beatriz Gallén, alumna de Grado de Educación Infantil del CEU, que antes de dar este paso, estudió el ciclo superior: “Además de ayudar a formarme y mejorar académicamente, estudiar en el CEU me ha servido para crecer como persona. He podido formar parte en proyectos de investigación e innovación, nos han incentivado a participar en congresos, hemos estado desde el primer año en contacto con colegios, he podido realizar las prácticas en Londres …”, destaca la estudiante del CEU.

‘En el CEU he podido formar parte de proyectos de investigación e innovación,  estar en contacto desde el primer año con colegios, prácticas en Londres…’

La futura maestra subraya el apoyo de su universidad en esta nueva etapa formativa. “Te encuentras en un ambiente muy familiar, un trato individualizado que hace que te sientas arropado, aunque, eso sí, la exigencia es máxima”, concluye.

Carmen Sanahuja, con similar trayectoria educativa, también valora los extras formativos que supone estudiar en su universidad, y tiene muy claro que nunca es tarde para alcanzar las metas. “Aunque tardé en darme cuenta, ser maestra es mi gran sueño y no imagino dedicarme a otra cosa. Estoy ansiosa por estar dentro de un aula de manera profesional y desarrollar mis programaciones aplicando todo aquello aprendido durante mi formación académica”, afirma.

Compromiso con la empleabilidad

Igual que su compañera, Carmen es consciente del esfuerzo que implica cursar un grado universitario, “pero desde el ciclo, donde aprendí muchas cosas, accedes a la universidad con una base y seguro de que vas a estudiar algo que te gusta.  Puede que el camino sea duro en algunos momentos, pero, al final, el trabajo se refleja en los resultados. Y hay que tener en cuenta que, con las convalidaciones, en dos años y medio puedes tener un grado universitario, que abre muchas más puertas laborales”, concluye la futura docente.

Además, los Grados de Magisterio del CEU, en línea con el compromiso de esta universidad con la inserción profesional de sus titulados, incluyen la capacitación en inglés y en valenciano, el título para la enseñanza en Religión católica, así como formación específica para la preparación de oposiciones y en técnicas para mejorar sus condiciones de empleabilidad y su capacidad de emprendimiento.