CEU-UCH y Royal Veterinary College aplican la imagen por ultrasonidos para minimizar los riesgos de la anestesia espinal en perros

3016

El profesor de la CEU-UCH José Ignacio Redondo ha participado junto a cuatro investigadores del Royal Veterinary College de Londres en este estudio sobre la aplicación de ecografía para detectar el espacio epidural

Los investigadores José Ignacio Redondo, Diego Castiñeiras y Jaime Viscasillas, en el Queen Mother Hospital for Animals de Londres.
Los investigadores José Ignacio Redondo, Diego Castiñeiras y Jaime Viscasillas, en el Queen Mother Hospital for Animals del Royal Veterinary College, en Londres.

La correcta identificación del espacio epidural, que rodea la médula espinal, es imprescindible para reducir los riesgos de aplicación de este tipo de anestesia, tanto en humanos como en animales. Un equipo de investigadores del Royal Veterinary College (RVC) de la Universidad de Londres, junto al profesor de Veterinaria de la Universidad CEU Cardenal Herrera José Ignacio Redondo, han testado por primera vez en perros cuatro abordajes distintos para la localización del espacio epidural mediante ultrasonografía. Los cuatro abordajes al espacio epidural se realizaron en distintas zonas de la columna vertebral y todos ellos resultaron exitosos, lo que ofrece a los veterinarios recomendaciones útiles para la aplicación de esta técnica anestésica en la práctica clínica, de una forma más eficaz y segura.

Los resultados del estudio en el que ha participado José Ignacio Redondo, de la CEU-UCH, dirigido por Jaime Viscasillas, investigador principal del Royal Veterinary College (RVC), han sido publicados en la revista Veterinary Anaesthesia and Analgesia, la más prestigiosa a nivel internacional en este ámbito. El equipo, también formado por Tommaso Gregori, Diego Castiñeiras y Christopher Seymour, del RVC, ha descrito la técnica ecoguiada para realizar epidurales en las zonas lumbosacra, lumbar y torácica de la columna del perro. La ecografía permitió tanto localizar los accesos para al espacio epidural en esas zonas como ayudar a guiar la aguja hasta dichos espacios. “Los resultados revelan las ventajas de cada uno de los cuatro métodos estudiados, ya que todos ellos han resultado de ayuda para identificar mejor el canal espinal y el espacio epidural por parte de los anestesiólogos participantes en el estudio”, señala el profesor Redondo.

Imagen ecográfica del estudio realizado por investigadores del Royal Veterinary College y la CEU-UCH.
Imagen ecográfica del estudio realizado por investigadores del Royal Veterinary College y la CEU-UCH.

Epidural guiada por ultrasonidos

Cada uno de los veterinarios que aplicaron la anestesia epidural guiada por ultrasonidos realizaron la técnica en veinte ocasiones, en las tres zonas de la columna estudiadas, para calcular la tasa de éxito en cada una de ellas, que alcanzó una media del 81%. “Las cuatro formas de uso de la imagen ecográfica se han revelado útiles para detectar el punto de acceso al canal espinal por parte del veterinario. En el estudio hemos definido tanto la postura del animal, como el punto idóneo para captar la imagen por ultrasonidos de la columna y el ángulo correcto de la aguja para que su extremo alcance el canal espinal. De este modo se puede aplicar la anestesia en el espacio epidural sin riesgos, tanto en la parte lumbar como lumbosacra y torácica”, explica el profesor del Royal Veterinary College, Jaime Viscasillas.

Por otro lado, según destaca el profesor de la CEU-UCH, el doctor José Ignacio Redondo, entre las ventajas observadas, “la imagen por ultrasonidos permite ver con nitidez la estructura anatómica completa de la columna del perro en los cuatro usos estudiados, con pequeñas diferencias descritas en el trabajo publicado. Y permite además al veterinario observar la aguja, tanto durante su recorrido hacia el canal vertebral, como una vez dentro del área epidural, donde se inyecta el anestésico. Así, el uso de ultrasonidos en combinación con otras técnicas de aplicación de la anestesia epidural, como la de goteo continuo, van a contribuir sin duda a minimizar sus posibles riesgos”.

El profesor de Veterinaria de la CEU-UCH José Ignacio Redondo, durante una de sus estancias de investigación en el Royal Veterinary College de la University of London.
El profesor de Veterinaria de la CEU-UCH José Ignacio Redondo, durante una de sus estancias de investigación en el Royal Veterinary College de la University of London.

Colaboración investigadora

El profesor de Veterinaria de la CEU-UCH José Ignacio Redondo mantiene un estrecho vínculo con el Servicio de Anestesiología del Royal Veterinary College, considerada la tercera mejor facultad de veterinaria del mundo, y primera de Europa, donde ha realizado varias estancias de investigación en su hospital universitario, el mundialmente reconocido Queen Mother Hospital for Animals.

El año pasado, el profesor Redondo presentó junto a Fernando Martínez Taboada, de la Faculty of Veterinary Sciences de la University of Sydney, el primer estudio a nivel internacional en perros sobre el uso de la técnica de Baraka, una técnica alternativa a la estándar para la identificación del espacio epidural, mediante goteo continuo. Su trabajo se presentó en el Congreso Mundial de Anestesia Veterinaria, celebrado en Kioto. Con este nuevo estudio realizado con sus colegas del Royal Veterinary College de Londres, el profesor Redondo continúa avanzando en la identificación de nuevas técnicas de aplicación en la veterinaria que garanticen la seguridad de la anestesia epidural.

Referencia del artículo:

Viscasillas, J., Gregori, T., Castiñeiras, D., Redondo, J. I & Seymour, C. (2016). “Description and evaluation of four ultrasound-guided approaches to aid spinal canal puncture in dogs”. Veterinary Anaesthesia and Analgesia, 2016, 43, 444–452.

DOI:10.1111/vaa.12324

Abstract del artículo en PubMed.

Enlace al artículo en ResearchGate.