Brenda Capitán, alumna de 4º curso de Educación Infantil del CEU de Castellón forma parte del equipo de profesores e investigadores de su Universidad que ha puesto en marcha «Kiko siente». Se trata de un proyecto pionero para educar las emociones desde la infancia que se desarrolla una vez a la semana en el aula de un grupo de Infantil del CEIP Jaume I de Nules (Castellón) y que continúa en casa en colaboración con las familias de los escolares.

Brenda Capitán entrevista

¿Quién es Kiko?

Brenda.- Es un niño digital de tres años que cuenta historias de su día a día a los escolares de la misma edad, por lo que son significativas para ellos.

Kiko les cuenta una situación y les dice cómo se ha sentido respecto a este hecho. Después los profesores del CEU y yo les preguntamos si ellos se sentirían igual, les explicamos otra situación diferente que conlleve la emoción que estamos trabajando y les preguntamos por otras situaciones en las que se sientan así.

Los alumnos levantan la mano y se expresan libremente, nos cuentan sus historias y sí que las relacionan con la emoción que les hemos planteado. Es muy bonito escucharles.

brenda capitan magisterio ceu 2

¿Nos pones algún ejemplo de situaciones que plantea este personaje digital?

Brenda.- Por ejemplo, en una de las sesiones Kiko nos dice que está muy contento porque se ha quedado a dormir en casa de su yaya y se ha portado tan bien que su mamá, de premio, le va a llevar al parque. Esto es algo que ocurre a los alumnos en la vida real, por tanto son capaces de empatizar con Kiko.

«Este tipo de colaboraciones te permiten crecer y trabajar junto con profesorado experto, del que aprendes mucho»

En otra de las sesiones aparece con cara triste y nos dice que tiene ganas de llorar. Lo que le ocurre es que se ha sentado en su mochila y ha aplastado las galletas de chocolate que tenía para almorzar. Se ha quedado sin almuerzo y con la mochila sucia por dentro. En esta ocasión concreta, Kiko preguntó a los niños si podían ayudarle y, al momento, ya teníamos a unos 10 alumnos con la mano levantada con ideas para solucionarlo.

Estas sesiones se completan jugando con caretas de Kiko representando diferentes emociones. Y también pasamos delante del espejo para ver cómo las expresamos.

Y además siempre acaban con alguna historieta en la que Kiko vuelve a estar contento.

brenda capitan magisterio ceu

¿Cómo te embarcaste en el proyecto?

Brenda.- Un día me llegó un email que informaba al alumnado sobre un puesto de alumno interno con la profesora Rosa García en la asignatura «Innovación Educativa y TIC Aplicadas a la educación». Vi que cumplía los requisitos que se pedían y fui a hablar con ella para obtener más información. Me dijo que, entre otras cosas, podíamos colaborar en proyectos de investigación o innovación educativa. Me interesó y aceptó mi solicitud.

«Para mí es un regalo formar parte de un proyecto como este»

A los pocos días, Rosa me habló del proyecto «Kiko Siente». Me pareció realmente interesante, ya que es un tema que conozco y en el que estoy profundizando. En 2013 realicé un proyecto sobre educación emocional con el que conseguí el 2º premio a la mejor comunicación en la categoría de Educación en el XI Congreso Internacional de Estudiantes de Ciencias Experimentales y de la Salud en Valencia, y en 2014 asistí a un curso en el CEU sobre inteligencia emocional impartido por la doctora Elia López-Cassá, una de las mayores expertas en España en esta materia.

Así que, después de hablar con el equipo, no me lo pensé ni un segundo. Para mí es un regalo formar parte de un proyecto como este.

¿Qué tal la experiencia de trabajar codo con codo con tus profesores?

Brenda.- Me he encontrado muy a gusto con todo el equipo. He sido una más, como si dejara de ser alumna. Han tenido en cuenta las observaciones y los comentarios que he realizado y me han dado la oportunidad de estar en todas las sesiones. No se puede pedir más, estoy encantada.

brenda capitan magisterio ceu4

¿Cuál es tu papel en «Kiko siente»?

Brenda.- He escrito algunas de las historias que Kiko cuenta para explicar la emoción que se pretende trabajar (alegría, tristeza, enfado, preocupación y sorpresa), y apoyo a Rosa (García) y a Lorena (Andrés) en la realización de las sesiones en el aula.

¿Y qué tal con los alumnos?

Brenda.- Lo más sorprendente para mí ha sido la relación con los niños y niñas. Desde la primera sesión han colaborado y cada vez son más los que se abren y nos cuentan sus historias. Somos sus amigos, y ellos así lo sienten y lo demuestran. Creo que todos nos sentimos muy cómodos durante las sesiones.
La verdad es que la experiencia está siendo estupenda. Los niños responden muy positivamente y se han ido soltando conforme hemos ido avanzando. Lo que se pretende en un principio es que los alumnos y alumnas reconozcan las emociones, y esto, desde luego, se está consiguiendo.

brenda capitan magisterio ceu 5

La respuesta parece obvia, pero toca: ¿Estás aprendiendo de cara a tu próximo ejercicio profesional? 

Brenda.- (risas) Sí, estoy aprendiendo mucho. Enseñar educación emocional con las nuevas tecnologías en Educación Infantil funciona muy bien.
Esta experiencia no puede acabar aquí, sé que es la base de algo mayor, ya que conforme pasan las sesiones se te ocurren diferentes formas de trabajar lo mismo y también te ves animada a hacerlo, pues es algo con lo que disfrutan. A los niños y niñas de Infantil, como a todos, les encanta sentirse escuchados y recibir el consejo y apoyo tanto de sus compañeros como de su profesora, y esto es algo que muchas veces pasa desapercibido en el ajetreo del día a día.

«Enseñar educación emocional con las nuevas tecnologías en Educación Infantil funciona muy bien»

¿Recomiendas a tus compañeros participar en experiencias innovadoras como esta?

Brenda.- Por supuesto. Animo a todos los compañeros, estudiantes de Educación y de cualquier otro grado, a que digan que sí a todo lo que se les proponga de valor. Es una tarea extra que tienes que realizar, pero recibes más de lo que das. Este tipo de colaboraciones te permiten crecer y trabajar junto con profesorado experto, del cual se aprende al trabajar codo con codo.

Muchas gracias, Brenda. 

Brenda.- A vosotros