msf-en-irak

  • Coordinador de proyectos de esta ONG, ha presentado el programa de Salud Mental impulsado en Irak para reducir el sufrimiento psicológico de la población desplazada en el sur de este país
  • La labor de MSF en el Hospital Al Zahara en Najaf, con una media de 2.000 partos al mes, ha contribuido al descenso de la tasa de mortalidad de un 30 a un 12 por ciento

“Irak, un desafío humanitario” es el título de la charla que ha ofrecido Omar Ahmed Abenza, coordinador de proyectos de Médicos Sin Fronteras (MSF), a los alumnos del Grado en Ciencias Políticas de la Universidad CEU Cardenal Herrera. Omar trabaja desde 2009 para MSF en funciones de coordinación en diferentes proyectos en países como Sudán, Níger, Siria, Yemen, Pakistán, República Centroafricana e Irak, de donde acaba de regresar.

En su intervención, ha situado a los estudiantes en el contexto socio-político de Irak, y ha presentado la labor de MSF en este país, los últimos trabajos realizados y los retos operacionales que ha detectado como responsable de proyectos.

Entre 2010 y 2014, la labor de Médicos Sin fronteras en Irak se ha centrado en el apoyo y la mejora de un Servicio de Neonatología en el Hospital Al Zahara en Najaf. La labor de MSF en el Hospital Al Zahara, con una media de 2.000 partos al mes, ha contribuido al descenso de la tasa de mortalidad de un 30 a un 12 por ciento. Al mismo tiempo que cerraba este proyecto, el pasado mes de septiembre de 2014, MSF respondió a la crisis de desplazados consecuencia del actual conflicto en el que se encuentra sumido el país. Así, MSF asistió a los más de 200.000 desplazados procedentes del norte del país, y actualmente comienza la implementación de un programa de Salud Mental para esta población.

proyectos-msf-irak

En su asistencia a los desplazados, la labor de MSF se centró en un primer momento en la distribución de kits de higiene, el fomento de sesiones de educación para la higiene y en la puesta en marcha de clínicas móviles, que han superado las 2000 consultas. Desde enero de este año, esta labor humanitaria con las personas desplazadas ha evolucionado hacia un proyecto de Salud Mental que busca reducir el sufrimiento psicológico de los afectados por el conflicto. Un proyecto que quiere contribuir a mejorar esta situación, y capacitar al personal sanitario y los funcionarios locales para trabajar en este área.

Junto con los proyectos, Omar Ahmed ha compartido con los estudiantes las dificultades de la labor de los cooperantes sobre el terreno. Retos que van desde el mantenimiento de las relaciones con las instituciones locales, los protocolos de seguridad, pasando por la falta de cobertura a necesidades médicas detectadas o la inexistencia de datos precisos de la población.

ruth-msf-presentacion-charla

Este acercamiento a la labor de Médicos Sin Fronteras en Irak se enmarca en un proyecto divulgativo, impulsado por la profesora Ruth Abril del Departamento de Derecho Público de la Facultad de Derecho, Empresa y Ciencias Políticas de la Universidad, con el objetivo de acercar a los estudiantes la labor de las organizaciones de ayuda al desarrollo.