Marina Redondo, estudiante de Ingeniería del Diseño Industrial de la CEU UCH, junto a Gemma Antolín y Rosa Estevan, de Periodismo y Publicidad, ganan el reto planteado por la marca de coches deportivos Cupra en la Innovation Week, organizada por CEU Emprende y php

Marina Redondo estudia Ingeniería del Diseño Industrial y Desarrollo de Productos en la CEU UCH.
Marina Redondo estudia Ingeniería del Diseño Industrial y Desarrollo de Productos en la CEU UCH.

Un equipo improvisado. Un reto empresarial real. Y una hora de tiempo… en busca de la mejor idea. Así de emocionante es la Innovation Week, una competición universitaria para poner a prueba el talento de futuros emprendedores, organizada por CEU Emprende y php, con la colaboración de grandes empresas y marcas. La idea ganadora del reto planteado por Cupra, la marca de coches deportivos de Seat, ha sido la de un equipo en el que han participado tres estudiantes de la CEU UCH: Gemma Antolín y Rosa Estevan, de los Grados en Periodismo y Publicidad, y una estudiante de Ingeniería del Diseño Industrial y Desarrollo de Productos de la CEU UCH, Marina Redondo López. En esta entrevista, Marina nos cuenta las dificultades de este desafío y la satisfacción por el premio a su esfuerzo en equipo y a su talento.

¿Qué opinas de que el CEU lleve a cabo actividades como la Innovation Week, que acercan a los alumnos al mundo profesional?

Nunca me imaginé que la Universidad me iba a brindar esa oportunidad de ir a un evento de este tipo y aprender tanto. Te dan un briefing y tienes que desarrollar una idea en una hora junto a personas que no conoces y que son muy diversas en cuanto a su formación universitaria. Fue una buena idea para aprender a afrontar retos reales que las empresas tienen que llevar a cabo.

¿En qué consistía el proyecto con el que ganasteis en la Innovation Week de CEU Emprende?

Seat va a lanzar una nueva marca de coches deportivos ‘Cupra’. Querían hacer una campaña de lanzamiento para un teaser que tenía que durar 15 segundos, en los cuales se intuyera el coche, pero no se viera del todo. El presupuesto era ilimitado. En el briefing nos ponían como condición que tenía que ser para un público de entre 35 y 55 años, tanto femenino como masculino, y deportista.

Entonces, planteamos un pincel que estuviera haciendo el trazado de las líneas del coche y luego eso se plasmase en un lienzo. También planteamos que el coche circulara por el circuito de Abu Dabi, con las luces del circuito reflejadas en la carrocería. El último era que el coche estuviera hecho con una maqueta de metacrilato y se dejase caer con helicóptero sobre un proyector de luz, que dejara ver el símbolo: el coche caía, pero no veías como era realmente. Además, aprovechamos el patrocinio con el Barça y elegimos a Leo Messi, para meterlo dentro del coche en un circuito y grabar sus sensaciones.

¿Cómo eran las propuestas del resto de universitarios que participaban en el reto?

Eran muy buenas, pero no supieron abordar todos los temas, ni habían pensado en los tres tipos de públicos.

Finalmente, ganasteis el reto planteado por Cupra. ¿Pensabais que ibais a ganar?

Nosotros llevábamos tres retos en blanco, sin llevarnos nada durante la competición, y el último día habíamos perdido ya todas las esperanzas. Por eso, cuando dijeron el nombre del ganador, no me lo creía. Fue una sensación muy gratificante.

Pero este no es tu primer premio en una prueba de este tipo, basada en retos reales planteados por empresas… Has ganado también un concurso internacional sobre packaging.

Sí, el curso pasado gané en Luxemburgo el Steel2Pack Challenge organizado por la multinacional ArcelorMittal, y la plataforma para emprendedores y start ups Agorize. Nuestra propuesta innovadora de envase en acero para latas de comida de mascotas fue la mejor entre las 300 propuestas universitarias presentadas. En ese concurso participé con Ángela Mayquez, que estaba en cuarto de Diseño y ya ha termiado el Grado, y Gemma Antolín, del Doble Grado en Periodismo y Publicidad y Relaciones Públicas.

Las ‘Steve Jobs’ del packaging

Está claro que el diseño es lo tuyo, pero ¿qué te hizo decidirte por estudiar Ingeniería del Diseño Industrial y Desarrollo de Productos en la CEU UCH?

Fue una de las casualidades que te pasan en la vida. En un principio quería estudiar Veterinaria, pero no puedo con la sangre… Cuando me tocó elegir carrera, decidí Diseño porque me gusta mucho su relación con la Arquitectura. Que me dieran la Beca CEU Merit Program, fue también un impulso para venirme a estudiar al CEU. La vida me ha puesto la carrera en el camino.

Una vez acabes tu formación universitaria, ¿a qué te gustaría dedicarte?

Aún no lo tengo claro, pero por la experiencia del año pasado en el premio del concurso de packaging, me gustaría formar parte de un equipo con publicitarios, para unir la comunicación y la ingeniería.