• Estudiantes de Medicina de la CEU UCH desarrollan competencias emocionales analizando la farmacoterapia de pacientes reales
  • “El desarrollo de competencias emocionales es un factor importante para el éxito profesional y personal”

“Vibrant Pharmacology, un aprendizaje de por vida y para la vida”, es el título del proyecto de innovación docente que han desarrollado las profesoras del Grado en Medicina de la Universidad CEU Cardenal Herrera Raquel Carcelén y Mª Dolores Guerrero, con el objetivo de mejorar las competencias emocionales de los futuros profesionales de la Salud al servicio del paciente.

A través de vídeos, imágenes, dinámicas o sesiones clínicas, los estudiantes han ido descubriendo similitudes entre conceptos básicos y la respuesta emocional que experimentamos ante diferentes situaciones, el impacto de nuestros actos y gestos en los demás o la importancia de regular nuestras emociones para aumentar el bienestar personal. Además, en las sesiones clínicas con pacientes reales, los futuros médicos han podido estudiar la medicación y problemas de salud y, posteriormente, presentar un estudio en términos de necesidad, efectividad y seguridad de los medicamentos, además de una propuesta de intervención para cada caso.

De este modo, el proyecto ha permitido realizar un paralelismo entre contenidos puramente farmacológicos y herramientas emocionales, con el doble objetivo de facilitar el aprendizaje y desarrollar en los futuros médicos una inteligencia emocional necesaria para su desarrollo profesional y personal.

“Además de facilitar la comprensión de los contenidos de la asignatura Pharmacology, ha permitido a los estudiantes adquirir competencias emocionales que son fundamentales para el trabajo y la relación con los pacientes y con otros profesionales de la Salud”, ha subrayado la profesora Mª Dolores Guerrero.

Por su parte, Raquel Carcelén ha coincidido en señalar que “el desarrollo de competencias emocionales es un factor importante para el éxito profesional y personal«.

«Estudiantes que poseen unas buenas competencias emocionales sufren de menor agotamiento y estrés, y se enfrentan a las dificultades y retos con una actitud más positiva”.

Herramientas emocionales al servicio del paciente

«Saber comprender, empatizar con el paciente es fundamental para un médico”

“A través de esta sesión clínica hemos podido estudiar la medicación del paciente, las interacciones, los efectos secundarios … contenidos fundamentales dentro de la asignatura. Pharmacology es una asignatura complicada, y de esta forma se facilita la comprensión de los diferentes conceptos», ha subrayado Elisa Jon Siracusa, alumna Erasmus de Italia.

En la misma línea, Celia Ruiz De Albornoz, alumna de 3º de Medicina en la CEU UCH, ha destacado que “se trata de una propuesta muy enriquecedora. Nos permite un acercamiento al paciente real, comunicar directamente con él, conocer su historia clínica y tener la posibilidad de aportarle algunas ideas de mejora”.

 

«El paciente busca comprensión, empatía, por eso creo que es esencial que el médico sea cercano, que sepa escuchar”

 

También M.P. que ha participado como paciente en estas sesiones clínicas en la CEU UCH ha valorado positivamente este proyecto. “Es muy interesante que te presten tanta atención, a veces tenemos la sensación de que el médico siempre tiene prisa. Cuando sales del médico te llegas a preguntar si habrás contado todo. Entonces que te presten tanta atención, que estudien tu caso tan bien es muy agradable», ha subrayado.

«Espero que las nuevas generaciones se comuniquen mejor con los pacientes