En el análisis han participado los estudiantes de Veterinaria

Los estudiantes de Verterinaria antes de realizar la necropsia a la leona.

Los profesores de la CEU-UCH, Juan Manuel Corpa y Benito Peña, junto con los alumnos de prácticas de Anatomía Patológica Especial de la licenciatura en Veterinaria, han realizado la autopsia de una leona de ocho años de edad, que ha sido remitida al Servicio de Anatomía Patológica del Hospital Clínico Veterinario del CEU, tras ser sacrificada por su agresividad.
El animal, que procedía de un circo itinerante, presentaba una grave alteración del comportamiento que se manifestaba clínicamente mediante una alta inadaptación social y una extrema agresividad con sus congéneres.
En la necropsia practicada en el Hospital Clínico Veterinario de la CEU-UCH, se detectaron en la leona múltiples úlceras de estómago, así como retención y endurecimiento de heces (denominadas coprolitos) en el tramo final del intestino. Estas úlceras gástricas y los desórdenes digestivos asociados a ellas tienen como causa el estrés y el miedo en un número importante de los casos descritos, según indican los profesores Corpa y Peña.