El consumo de alcohol en adolescentes produce daños estructurales y funcionales en el cerebro

680
  • FEPAD y la CEU-UCH reúnen a 60 investigadores en la I Jornada de divulgación científica: La Ciencia al alcance de todos

Martes, 27 de marzo de 2012.- El Palacio de Colomina ha acogido la I Jornada de divulgación científica: “La ciencia al alcance de todos”, organizada por la Fundación para el Estudio, Prevención y Asistencia a las Drogodependencias, FEPAD en colaboración con la Universidad CEU Cardenal Herrera.

El acto de inauguración ha sido presidido por Sofía Tomás, directora de Gestión Sanitaria de la Conselleria de Sanitat, y por Iñaki Bilbao, vicerrector de Investigación y Relaciones Internacionales de la Universidad CEU Cardenal Herrera, y ha contado con la asistencia de más de 60 profesionales del campo de la investigación básica, clínica, epidemiológica y social del área de las drogodependencias.

Entre los temas abordados durante la Jornada han destacado los riesgos derivados del consumo de alcohol durante la adolescencia, los trastornos ocasionados por el consumo de cocaína en relación con la salud mental o los patrones de consumo de drogas en grupos de minorías étnicas. Los expertos han otorgado una especial importancia al análisis de los programas de prevención del consumo de drogas, el papel de los medios de comunicación en la labor preventiva y los últimos avances en estrategias preventivas a través del uso de las nuevas tecnologías.

El Binge Drinking y las consecuencias en los jóvenes

El debate se ha centrado en el análisis de las consecuencias derivadas del consumo excesivo de alcohol por parte de adolescentes en cortos periodos de tiempo. El Binge Drinking, que supone un consumo de 60 gr en varones y 40 gr en mujeres durante un intervalo temporal de dos horas, produce daños estructurales y funcionales en el cerebro de jóvenes y adolescentes.

El consumo excesivo de alcohol en estas edades produce graves consecuencias, como un peor rendimiento en procesos de atención, razonamiento, planificación, toma de decisiones, control comportamental, etc. Además, los expertos han señalado que comenzar a beber en la adolescencia causa mayor probabilidad de sufrir problemas de adicción al alcohol en la edad adulta.

Por otro lado, las investigaciones apoyadas desde FEPAD respecto al policonsumo de alcohol junto con otras drogas, han revelado que la combinación de alcohol y éxtasis tiene graves consecuencias que afectan el funcionamiento motor en general del consumidor.

La adicción a la cocaína condiciona el sistema emocional

La investigación más reciente presentada en la jornada sobre Neuroimagen y Neurobiología de la Drogadicción: Cocaína, ha revelado que esta sustancia condiciona el sistema emocional de la persona adicta hasta el punto de provocar el desinterés por realizar actividades placenteras cotidianas.

Los expertos han comprobado que en el consumidor adicto a la cocaína el sistema de recompensa, que lleva a una persona a repetir una acción que le resulta placentera o gratificante, está deteriorado, de manera que la persona adicta condiciona ese deseo de repetir una acción placentera únicamente al hecho de consumir esta droga, perdiendo interés por el resto de estímulos naturales o placenteros. Esto explica comportamientos propios de las personas adictas a la cocaína como son la impulsividad o deseo intenso de consumir esa droga.

El objetivo de la jornada ‘La ciencia al alcance de todos’ es servir de puente entre la comunidad de expertos y  la sociedad en su conjunto, como forma de llevar a los ciudadanos los beneficios que brinda el conocimiento médico y científico.

Durante el evento la Fundación ha presentado la serie ‘Cuadernos Prácticos de Investigación’, una recopilación de más de 60 proyectos de investigación apoyados por FEPAD.