Durante un mes, Laureano Agulló, estudiante de 4º de Enfermería, ha impartido talleres para ayudar al envejecimiento activo en Elche

Laureano junto a dos compañeras que han impartido talleres de promoción de la Salud a mayores

Laureano Agulló Rojano se encuentra en el último curso de Enfermería, que compagina con sus prácticas formativas en un centro de Salud de Elche. Pese a ello, con los horarios repartidos entre clases y pacientes, ha encontrado tiempo para impartir talleres de promoción de la salud a los mayores. Durante varias semanas les ha enseñado a que valoren el envejecimiento como una etapa activa, llena de vida, a mejorar la calidad de vida de los mayores. Todo dentro de una actividad impulsada por el Ayuntamiento de Elche en el Mes del Mayor, con la que el CEU de Elche colabora desde hace años.

¿Por qué consideras que participar en estas iniciativas contribuye a tu formación como futuro profesional de la Enfermería?

Estas iniciativas nos dan otra perspectiva de nuestra profesión, alejándonos un poco del famoso (y necesario) servicio sanitario y acercándonos en primera persona a la población general. Ambas visiones son necesarias, pero pienso que ponernos a pie de calle nos hace entender (aún más) la importancia de la prevención de la salud. Y, al mismo tiempo, que nuestra labor a pie de calle puede ser de vital importancia para evitar futuras situaciones de gravedad de salud.

¿Qué es lo que más valoras de tu participación en las diferentes sesiones del Mes del Mayor?

Una de las cosas que más valoro, sin duda, es el buen recibimiento y la colaboración de las personas que asistieron a nuestra intervención. Al final son esas anécdotas, su participación activa durante la sesión, sus bailes al final de la sesión, lo que le da sentido a todo el esfuerzo dedicado.

Mejorar la calidad de vida de los mayores

¿Por qué crees que es necesario la promoción de la Salud en sectores poblacionales como los mayores?

Ciertamente, que este sector es el más afectado por el factor edad, ya que ha habido numerosos cambios en lo referente a la salud. Y, sobre todo, a los hábitos de salud. Es por eso que, a mi parecer, la función de Enfermería es primordial para la corrección de esos hábitos y así mejorar su calidad de vida.

Cuando acabes tus estudios, ¿a qué rama de la Enfermería te gustaría dedicarte y por qué?

De momento no tengo nada claro. Sobre todo, porque es difícil quedarse con una rama en concreto, todas tienen su atractivo y todavía me quedan muchos servicios por ver. Por ahora, lo que me llama la atención, por mi experiencia hospitalaria, es todo lo relacionado con el tratamiento quirúrgico. Pero en esta profesión nunca sabes lo que te deparará el futuro.

¿Por qué decidiste estudiar Enfermería y por qué elegiste el CEU?

La Universidad CEU me brindó una oportunidad, cuando tenía todo en contra, de poder estudiar lo que un día en mi etapa escolar, decidí que sería mi meta a seguir. Y es que desde bien pequeño he tenido una inclinación especial hacia la rama de la salud y el trato cercano con el paciente.

¿Qué destacarías de tu formación universitaria en Enfermería que te aporta el CEU?

El trato cercano del profesorado hace mucho más sencilla la estancia. Además, de las numerosas sesiones de prácticas donde se simula la situación “real” de la Enfermería, con sus técnicas y su trato con el paciente.

Artículo anterior“Esto NO es un juego”: el equipo SWICEU conciencia jugando sobre el buen uso de los antibióticos
Artículo siguienteOrtografía divertida en tiempos de Internet